Zendaya crea junto a Tommy Hilfiger una colección muy inspiradora

D. R.

Zendaya crea junto a Tommy Hilfiger una colección muy inspiradora

Su primera colaboración juntos ha sido otro triunfo americano en París.

04/03/2019 15:49 ROSANA CABRERA | STILO.ES

  • close

Las propuestas de Tommy Hilfiger para la próxima temporada tienen nombre propio: Zendaya. Juntos han creado su primera colección cápsula, y ha llegado cargada de fuerza e intención.

Desde que la marca norteamericana comunicara su decisión de contar con Zendaya como nueva embajadora global, dejaba claro que quería seguir una línea que perseguía un espíritu globalizador, lleno de energía juvenil y optimista, precisamente los valores que encarna la cantante.

El resultado de su unión se presentó el pasado sábado 2 de marzo en París, ante la presencia de 'celebrities' como Gigi Hadid, amiga del diseñador, Olivia Palermo, Jannelle Monae, o Lewis Hamilton, imagen de la línea masculina.

D. R.

Fue un evento innovador, en el que a la vez que se presentaban los diseños sobre la pasarela, estaban también disponibles a través de compra online en más de 70 países. Lo que ellos han bautizado como "See now, Buy now", y así esta colección Tommy Now Primavera 2019 revoluciona la forma de entender la moda.

Con este ánimo innovador Zendaya y Tommy Hilfiger han ideado una colección inspirada en los años 70, en la cultura pop de esa época, y también en el mítico desfile de moda conocido como 'La Batalla de Versalles'.

D. R.

El resultado son siluetas estructuradas, jeans de cintura alta y trajes actualizados con pantalones anchos. La paleta, además del denim, abarca la paleta de los tonos crema, azul marino y burdeos.

En esta oda a la libertad no faltan los estampados multicolores, psicodélicos, rayas y cuadros.

Aquí verás, sobre la propia Zendaya, los nuevos looks que puedes llevar ya.

Historia de la moda: 'La Batalla de Versalles'

Ese hito del mundo fashion tuvo lugar en 1973, y se trataba de una 'guerra' de moda que se organizó en París para recaudar fondos con los que restaurar el palacio. En ella se enfrentaron cinco diseñadores de la Alta Costura francesa: Hubert de Givenchy, Pierre Cardin, Yves Saint Laurent, Emanuel Ungaro y Marc Bohan de Dior, contra cinco diseñadores norteamericanos de estética disco: Bill Blass, Anne Klein, Halston, Óscar de la Renta y Stephen Burrows, conocido por su impulso de la moda afroamericana.

Cada uno debía presentar ocho creaciones originales, y la puesta en escena fue un derroche de fantasía. Pero el verdadero peso de este suceso fue lo que significó para la moda a partir de ese momento. Y es que hasta entonces los diseñadores debían pagar una cuota por reproducir lo que se proponía desde París.

Lo que pasó aquella noche, ante la asistencia de las personalidades más importantes e influyentes del mundo como Grace Kelly, Elizabeth Taylor o Andy Warholl, revolucionó lo que estaba establecido. La cercanía al público ganó al 'chic' inalcanzable francés, y es que los norteamericanos sorprendieron al mundo con mucho glamour, y sobre todo, por la puesta en escena, y la aparición de once modelos negras, una generación de supermodelos que llevaron el 'sportwear' americano, e inclinaron la balanza a su favor gracias al carisma que derrocharon sobre las tablas.