¿Es peligroso tomar el sol si uso retinol y sol?

Gafas, sombrero, crema de protección... Todo es poco para cuidar tu piel en verano | Tracey Hocking en Unsplash

Retinol y sol... ¿hay que elegir?

Averigua si estás equivocándote al no cambiar tu rutina de belleza en las noches de verano

13/08/2022 07:30 MAMEN INFANTE

  • close

El verano son noventa días de sol cayendo a plomo. Nos protejamos o no, pongamos en la piel antioxidantes o no, usemos gafas y sombrero… No se debe bajar la guardia y hay que tener todos los frentes cubiertos. Porque, aunque no sea necesario cambiar demasiado nuestra rutina de belleza habitual, conviene conocer ciertos matices.

Por ejemplo: ¿sigo usando mi sérum de retinol que tan bien me va o mi tónico de ácido glicólico? Ninguna estamos seguras de qué hacer hasta que un experto nos aclara las dudas. En esta ocasión recurrimos a Elisabeth Álvarez, CEO del centro de estética InOut en Barcelona, que nos ayuda a entender.

Retinol o sol… ¿Hay que elegir?

A priori, parece ser que no. “El retinol no es fotosensibilizante, no hace que la piel se vuelva más sensible al sol”, aclara Elisabeth, que especifica: “Eso sí, con matices. Como ingrediente activo, no hace que tu piel se vuelva más sensible pero sí tiene una serie de efectos que pueden hacer que tu piel se vuelva más vulnerable cuando llevas poco tiempo usándolo”. Es decir, cuando todavía tu piel no está retinizada. Por eso, al principio, cuando puede provocar que te peles y tengas la piel más enrojecida, no es el momento de exponerse al sol.

No hay ningún problema con seguir usando tus productos nocturnos de retinol siempre y cuando se cumplan tres condiciones innegociables:

Condición 1: Que tu piel ya esté retinizada

Condición 2: Que, al levantarte, elimines todo rastro de producto con una buena limpiadora

Condición 3: Que te apliques tu filtro solar de protección muy alta y amplio espectro cada tres horas (o siempre que te bañes o sudes en exceso) como si te fuera la vida en ello.

¿Se pueden aplicar ácidos sobre la piel en verano?

Una segunda duda que nos asalta y que Álvarez nos ayuda a resolver es: Si estoy usando ácidos y voy a exponerme al sol, ¿es mejor suspender el tratamiento? Ahí la experta en belleza es rotunda: “Sí, por supuesto”. Si tu intención es pasar la mayor tiempo del día al aire libre, recibiendo los rayos del sol, es mejor pausar el tratamiento con ácidos transformadores (glicólico, salicílico, mandélico, etc). “En este momento, hay que enfocarse en proteger y aportar los antioxidantes necesarios para reparar el daño solar después de la exposición”, recomienda, sin olvidar el gran 'must' de la belleza: “Por supuesto, no dejar de limpiar bien la piel tanto por la mañana como por la noche, aunque no nos hayamos maquillado”. Todo para evitar los malditos granitos veraniegos.

Ya sabes que para retirar el filtro solar, lo mejor es realizar la doble limpieza al estilo japonés: primero, con un producto de base oleosa capaz de retirarlo por completo (leche, aceite, bálsamo) y, después, con otro que se aclare con agua que limpie en profundidad (gel, jabón, pan…). Si eres perezosa, el agua micelar bien utilizada también te puede servir, ya que la micela tiene dos fases, una capaz de eliminar la suciedad lipófila –filtro solar, maquillaje- y otra que se lleva la suciedad hidrófila –sudor, polvo, células muertas, partículas de contaminación, etc.-.