Propósitos para el nuevo curso

Propósitos para el nuevo curso

Hay dos momentos al año en los que sentimos que tenemos una hoja en blanco en la que poder escribir nuevos propósitos e ilusiones para los próximos meses. Uno de ellos ha llegado, septiembre está aquí.

31/08/2016 20:15 Ana Bernardos

  • close

Este nuevo curso queremos proponerte que destierres los típicos propósitos que luego, seamos sinceros, jamás cumples. Esta vez coge lápiz y papel, siéntate y piensa en cosas que siempre hayas querido hacer. Cosas que te encantaba hacer hace unos años cuando tenías más tiempo o algo que llevas tiempo queriendo empezar pero, no encuentras el momento. Tienes ante ti cuatro meses antes de que llegue ese otro parón de reflexión y propósitos.

Se realista y no te pongas objetivos que luego se vayan a convertir en obligaciones. Ilusiónate, eso es lo más importante para disfrutar al máximo del tiempo libre.

Nosotras ya hemos hecho la tarea y estos son algunos de los resultados:

Retomar las clases de ballet. Esas que te entusiasmaban cuando, tras acabar los deberes, te recogías el pelo en un moño, te ponías medias, maillot, faldita y bailarina, pisabas el suelo de madera crujiente con el resto de compañeras. Sonaba la música y te olvidabas de todo lo demás. Ahora, te ayudará a desconectar, a hacer algo de ejercicio y a recuperar la postura recta y saludable.

Empezar a dibujar. Si siempre te gustó pero, nunca te decidiste a perfeccionar tu técnica, prueba. Es el momento perfecto. Te ayudará a desconectar del estrés, a desarrollar tu creatividad y a sentirte realizada según vayas avanzando.

Un club de lectura. Porque si siempre te ha gustado leer pero, no encuentras tiempo para sumergirte entre páginas, esta es una opción que debes probar. Libros nuevos, tiempos de lectura y un coloquio en el compartir opiniones con personas a quienes les entusiasma lo mismo que a ti.

Reunirte más con tus amigos. Porque ya a todos os cuesta sacar tiempo y energía para hacer planes en grupo. Lánzate y proponles algo original que sirva como excusa para reuniros todos una vez al mes. Una cata de vinos, un concurso de tapas, una cena temática,… Sólo tienes que encontrar algo que os guste a la mayoría, que os motive y que os reúna.

Dedicarte más tiempo por las mañanas. Parece algo sencillo pero, en la mayoría de los casos, las mañanas son una contrarreloj en la que cada minuto cuenta para llegar a tiempo y, empezar el día así, no es nada aconsejable. Proponte ir adelantando el despertador cada semana 10 minutos hasta conseguir ese tiempo extra que quieres para dedicarte a ti y comenzar cada mañana de forma serena y agradable.

Estos sólo son algunos ejemplos que te pueden servir de inspiración para encontrar aquello que te motive. Recuerda que no debes proponerte muchos retos ni cosas difíciles de conseguir, es mejor ir poco a poco y sentir la satisfacción del deber cumplido. Además, son sólo cuatro meses para probar y descubrir cosas que te emocionen.